jueves , 20 enero 2022

Mafia III Review

Título: Mafia IIIen-emea-l-xbox-one-e32016-mafia3-29g-01790-mnco

Plataformas: XBOX ONE, PC, PS4

Género: Acción

Desarrollador: Hangar13

Distribuidor: 2K Games

Lanzamiento: 7/10/2016

Precio: 69,99€

Número de jugadores: 1

Online: No

Voces/Texto: Castellano/Castellano

UN RENACER CON MUCHAS SOMBRAS

Catorce años han pasado desde que Take Two y 2K Games pusieran en marcha la saga Mafia. Aquel primer juego de la sexta generación de consolas (PS2 y Xbox), se metió en el bolsillo a crítica y jugadores y tras tan buenos resultados, la distribuidora tuvo la paciencia de nada menos que ocho años para darle continuidad. Mafia II nos llegaba en 2010, con un personaje carismático como Vito Scaletta pero dejando un sabor algo agridulce por su poco avance en todo ese tiempo.

Ahora nos llega la tercera entrega, con un nuevo protagonista y una ambientación completamente distinta a la de las mafias italoamericanas. Con una campaña de marketing tal vez excesiva, donde el hype ha llegado a cotas extremas y se nos ha metido el juego tan adentro que lo esperábamos con muchas ganas.

mafia III

Los chicos de Hangar 13 han cogido el testigo de 2K Czech (antes Illusion Sofworks) en busca de solventar los errores de su antecesor. La pena es que parecen haber tropezado con las mismas piedras, a pesar de tener ideas muy interesantes, un apartado artístico excelente y un sentido de la narrativa muy bueno. Eso sí, a nivel de mecánicas parecen anclados en los tópicos del género y no se han salido ni un ápice, incluso se han quedado cortos.

UN SANDBOX DE MANUAL

El principal problema de Mafia III es no salirse del sota, caballo y rey de los juegos de mundo abierto. Han calcado los errores en los que suelen tropezar este tipo de juegos y que sólo algunas excepciones (básicamente Rockstar y sus GTA) se salen de la norma. Tanto es así que además de las tópicas y típicas misiones de mensajero o asesino, han pecado en los numerosos errores técnicos que suelen presentar estos juegos.

Una verdadera lástima porque tenían una base sobre la que llevar a cabo un juego excelente, de sobresaliente, pero por desgracia se quedará en un notable bajo. Con una ciudad como la que han construido, tan rica en matices, con la historia tan adulta que proponen y como tratan la situación socio-política de la época, duele y mucho que el resultado se haya quedado tan a medio gas.

1-screenshot-of-mafia-iii

Además desprende ese tufo a desarrollo que ha tenido que cumplir con unas fechas estipuladas sí o sí. Por lo que los culpables no sabemos si serán sus desarrolladores o la distribuidora, pero la víctima nosotros que nos quedamos con las ganas del juego que prometía y aparentaba.

UNA HISTORIA DE VENGAZA (OTRA MÁS)

La historia de Lincoln Clay es la típica y tópica historia de venganza, donde vais a encontrar casi todos los clichés que podáis pensar. Eso sí, la narrativa utilizada con flashforwards que avecinan lo que pudo pasar, y sobre todo su estilo adulto y sin cortapisas, hacen que sea cuanto menos interesante e incluso absorbente.

No será aquí donde vengan los achaques del juego. Hangar13 han sido capaces de construir una trama intensa y bien llevada, que aunque cargada de tópicos, dará giros interesantes. Además la han sabido vestir de una ambientación excelente tanto a nivel de detalle artístico como sonoro.436388538

Pero todo esto se ve lastrado con una jugabilidad que no arriesga ni un ápice y no se sale de los patrones clásicos del género. Les ha faltado imaginería para regar todo lo anterior de variedad y por eso el resultado final queda bastante por debajo de lo esperado.

Para poneros un poco en situación por si no habéis seguido la martilleante campaña de marketing del juego, esta es la historia de Lincoln Clay, un afroamericano exconvatiente de Vietnam que regresa a New Bordeaux (un calco de Nueva Orleans). Allí volverá a sus raíces con su familia adoptiva encargada de los “chanchullos” de una de las zonas de la ciudad. Una traición por parte de los que creía amigos, dará comienzo a una venganza desde abajo para hacerse con el control de toda la mafia que domina la ciudad y hacer pagar a los asesinos de su “familia”.

REPETITIVO HASTA DECIR BASTA

Como ya hemos mencionado, Mafia III peca de caer en lo genérico del sandbox, con misiones repetitivas una y otra vez. Pero para mayor desgracia se olvida incluso de incluir ciertos tipos de estas misiones que en otros juegos similares terminan por hacer algo más variado su desarrollo.

Básicamente tendremos que ir derrocando distrito por distrito al mafioso de turno, echando por tierra sus negocios para hacernos con ellos. Así con cada territorio hasta hacer salir al gran jefe del cual nos queremos vengar. Sin embargo aquí es donde el juego nos presenta una de sus pocas novedades, y es la inclusión de aliados de otras familias de mafiosos a los que otorgar el poder de esa zona para que nos ayuden a administrarla.

mafia_3-3427062

Para esto tendremos hasta 6 familias bien diferenciadas con las que aliarnos, y el juego que ofrece bien entrado el avance con sus luchas de poder es de lo más interesante. En los primeros compases es fácil administrar esto puesto que cada familia está en un territorio y sólo le podremos asignar ese, pero llegado un momento del juego bastante avanzado habrá que tomar decisiones y algunas no serán nada fáciles e incluso eliminar competencia. Esto delimita en cierto modo los tres finales posibles del juego.

Pero dicho todo esto, lo demás que ofrece el juego es una repetición constante de su desarrollo. Básicamente porque para conquistar estos territorios siempre haremos lo mismo con distinto nombre, es decir, ir por los negocios de la mafia local echándolos abajo con misiones muy similares entre sí. Estas siempre serán de llegar a una zona, acabar con los vigilantes del lugar y el lugar teniente, para una vez derrocados todos o casi todos, hacer salir al jefe de la zona y acabar con él.

Eso sí las misiones a nivel de gunplay están bastante bien llevadas cumpliendo como un shooter en tercera persona más que decente, algo no muy habitual en los juegos de mundo abierto. El uso de coberturas y el apuntado son bastante buenos, no al nivel de un Gears of War pero bastante superior a la media de este tipo de juegos. Además el uso del sigilo y los diferentes accesos que tendrán los lugares a “destruir” nos dan bastantes posibilidades. Pero vuelve a pecar de facilón y se limita a copiar mecánicas ya vistas como eliminar antes al guardia que da la alerta (ya visto en Assassins Creed) o la eliminación del jefe de turno mediante una cinemática al apretar un botón (también de la saga de Ubisoft). Además algunos bugs de peso hacen que la experiencia se vea lastrada pero ya hablaremos de eso más adelante.

Por lo demás el resto de cosas que podemos hacer es poco o casi nada más. Por desgracia lo que en otros juegos serían misiones secundarias aquí están dentro de le propia historia y eso lo hace tan repetitivo. Hay algunas misiones sueltas que llevar a cabo pero son poco interesantes. Algunas de ellas pueden ser la de buscar unas cajas de comunicación y poner escuchas o seguir vehículos rivales para encontrar más información sobre el negocio local.

¿En qué influye esto? Bien, para derrocar al jefe del distrito basta con hacer sólo un par o pocas más (depende de la dificultad de la zona) para poder acceder a él. Si vamos por la vía rápida no conseguiremos dominar todo el territorio y los negocios no serán completamente nuestros (o más bien de nuestros “colaboradores”). Esto repercute en la economía del juego, la cual plantea una serie de límites a partir de los cuales iremos desbloqueando mejoras tanto para Lincoln como ayudas que poder emplear en las misiones.

mafia-3

Este tipo de mejoras para que os hagáis una idea sustituyen al típico árbol de habilidades donde ir cambiando puntos de experiencia por más salud, precisión en el apuntado, etc. Y las ayudas son cosas como una banda que te puede ayudar en una zona, que vengan a recoger tus ganancias para no perderlas si mueres, retardar el aviso por teléfono de los testigos, etc. Son de agradecer según avanza el juego puesto que la dificultad tiene un increccendo bastante notable. Pero como en todo juego de mundo abierto, realizar las misiones necesarias son bastante pesado y aburrido más si la variedad es escasa como es el caso de Mafia III.

Lo más sangrante es la falta de actividades a llevar a cabo en una ciudad tan grande y majestuosamente representada. Echamos de menos carreras de vehículos o una mejor utilización de estos, más cuando se ha trabajado en dos sistemas de conducción seleccionables: arcade o simulación. Además de otro tipo de ideas que se podían haber sacado de la chistera teniendo una ambientación tan rica como la cuna del Jazz, hacer mejor uso de los pantanos o incluso de la situación de racismo (aunque esté muy bien representada en la trama y en la propia ambientación de la ciudad).

GLITCHES Y BUGS A MANSALVA

Por desgracia Mafia III es un juego lleno de “bichos”, de esos que nos llegan a lastrar la experiencia en ciertos momentos. Es habitual que un sandbox venga con este tipo de defectos técnicos que en ocasiones provocan alguna que otra risa y dan como mucho para meme de Internet. Pero cuando te fastidian la partida o la experiencia son denunciables.

mafia_3_graphical_glitches_mirror_2-768x432

A parte los coches que levitan, npcs que atraviesan suelos y paredes, nos vamos a encontrar con misiones bugueadas por no haber llevado a cabo un paso previo a pesar de que esta estuviera activa. Os pongo un ejemplo: en cierto momento del juego nos aparecían tres misiones en el mapa, nos decantamos por una donde había que ir a un iglesia y derrocar el negocio de heroína del lugar teniente de turno. Acabamos con todos sus vigías y le damos “matarile” a este, pero la acción de destruir la heroína no está activa a pesar de que nos indique que debemos hacerlo. ¿Qué pasaba? Que antes debíamos haber hablado con un personaje para que nos indicará que debíamos hacer eso, una vez realizado así la misión se reinició y una vez acabamos de nuevo con todos los npcs pudimos finalizarla. Pues como esta nos hemos topado con varias, un error puesto que el juego te permite acceder a ellas ante de ese paso previo informativo que parece obligatorio.

mafia_3_graphical_glitches_through_wall-768x432

Otros glitches son el clásico enemigo que se nos queda anclado a una pared por querer ir hacia nosotros por la puerta que no se abre. O quedarnos atascados entre coberturas por lo caótico a veces del movimiento de despegarnos del muro. O sacar el arma en mitad de la calle cuando lo que quieres es simplemente correr, lo cual provoca que alguien avise a la policía, que por cierto en este juego tiene un equilibrio horroroso, pasando de ser muy fáciles de evitar si estas casi fuera de su radio de acción a ser casi inexpugnables como estés en el meollo de su círculo de interferencia.

Las caídas de framerate son otra constante en estos primeros días del juego, y aunque en PC se ha solucionado con un parche que además habilita los 60 fps, en consolas nos hemos topado con ralentizaciones muy puntuales.

Otro fallo garrafal atienda a cinemáticas que entran en bucle, y nos hace reiniciar la partida desde el último punto de control. Así como diálogos en castellano que se entrecortan al llegar a un final de frase o una coma, esto sucede sobre todo con el Padre James.

Por suerte hemos de reseñar que no nos hemos topado con ningún error que borre partidas o las corrompa. Aún así es denunciable el estado en el que se lanza el juego y exigir que estén solucionados estos errores en la mayor brevedad posible.

NO TODO HUELE A PODRIDO EN NEW BORDEUX

No todo es malo en Mafia III, de hecho y a pesar de todo lo mencionado estamos ante un buen juego, pero no del excelente que tal vez nos habíamos creado en la cabeza. Su trama nos tendrá enganchados hasta el final, a pesar incluso de su repetitividad jugable. La ambientación es una delicia, a pesar de los muchos trucos que se utilizan para enmascarar el apartado gráfico, pero ya hablaremos más adelante.

Mafia III está cargado de personajes bien escritos, interesantes y que a buen seguro quedarán en vuestro recuerdo. Pero sobre todo, disfrutaréis paseando por los distritos de esta Nueva Orleans de marca blanca, donde sus aspectos más representativos están plasmados con todo lujo de detalle y cariño. Desde los pantanos, hasta el barrio francés y sus balcones, pasando por los muelles o los pasacalles tan famosos. Todo está a la perfección, y es por eso que da aún más coraje no haber tenido mejores excusas para recorrerlo.

mafia_3-3497288

Pero si hay algo que se os quedará en la retina son los enfrentamientos con los jefes finales. Gracias sobre todo a los lugares elegidos para llevarlos a cabo, y que funcionan a modo de base del boss como si de un villano de James Bond se tratase.

También es de reseñar el mimo que se ha puesto en los coleccionables, algo que en otros juegos del género son simple relleno sin ningún tipo de interés. Aquí aunque sólo sea por el aspecto artístico, cultural, histórico o erótico de los mismos ya merece la pena buscarlos. Desde revistas enteras de Playboy de la época hasta vinilos de los éxitos del momento, pasando por obras de Vargas.

QUE LA NIEBLA TAPE TUS VIRTUDES Y SOBRE TODO TUS DEFECTOS

New Bordeux es una ciudad que parece estar permanentemente cubierta de niebla, algo que sólo está ahí para enmascarar un apartado técnico pobre por momentos y agilizar la carga gráfica. El problema es que está mal utilizada y tapa la belleza de una ciudad bien recreada, y lo peor, dificulta algunas misiones por la falta de visibilidad.

También estamos ante un ciudad de luz brillante por el día, tanto es así que la iluminación se pasa de reflejos y otra vez más tapa el acabado artístico del juego y dificulta su jugabilidad. O pasa al otro extremo donde la noche es tan cerrada que se agradecería una linterna en manos de Lincoln.

Luego están las animaciones, que por momentos lucen de maravilla y al nivel que se espera hoy en día, y en otros se ven hechas con desgana y apatía. Como muestra fijaros en el grupo de sicarios que llegarán a un territorio conquistado una vez hagamos la pertinente llamada a nuestro socio…

Nos ahorramos aquí el volver a mencionar los bugs y las caídas de framerate, esperando que un parche más pronto que tarde solucione estos defectos.

Eso sí, a nivel sonoro es un auténtico lujo. Para empezar incluye todas los idiomas de las voces disponibles en el menú, sin necesidad de tener que cambiar configuraciones de la consola. Todas rayan a un nivel excelente, demostrando que se puede doblar al castellano un juego con mucha jerga “nigga” sin cargarte los matices y ese tipo de excusas que pone siempre Rockstar con sus juegos. Nuestra más sentida admiración por el trabajo de doblaje de los actores españoles.

Luego entramos en el plano musical, donde el juego brilla gracias a una selección espectacular de los mejores temas y estilos de la época. En las variadas emisoras de radio de los vehículos encontraréis éxitos de Elvis, los Rolling, Beach Boys, Aretha Franklin, Ramones, The Clash, y un largo etcétera de los mejores artistas de ese momento. Algo que te hace querer conducir y que achaca aún más que no se implementen más misiones al volante.

LO MEJOR

  • La ambientación, tanto a nivel artístico de la ciudad, como del estado socio político de la época.
  • La trama, con una narración interesante haciendo uso de flasforwards para crear aún más intriga. Contiene una serie de personajes muy bien tratados y que quedarán en el recuerdo.
  • Las secciones de tiroteo, bastante mejor implementadas que en la media de sandbox.

LO PEOR

  • Misiones repetitivas y faltas de trabajo.
  • Implementar misiones secundarias dentro de la propia historia como si de relleno para estirar se tratase
  • Los bugs y glitch de lanzamiento que esperamos solucionen pronto.

MAFIA III

PUNTUACIÓN - 76%

76%

Mafia III carga con el peso de una campaña de marketing demasiado extensa, dejando una sensación de no ser aquello a lo que apuntaba. Con una historia interesante, una ambientación muy lograda, cae en los clichés del sandbox dejando misiones repetitivas y con poco fuste. A esto le sumamos una cantidad de errores impropias de lanzamiento y tenemos un juego notable pero no el sobresaliente que vislumbraba.

User Rating: Be the first one !

Sobre Salvador Vargas Ramírez

Crecí con un Amstrad CPC 6128 en las manos, Mega Drive fue mi primera consola, bajé escalones con un Spectrum ZX 128K para dar un salto al PC... Tras overclokings y mods, PlayStation me poligonizó y desde entonces hasta ahora abrazo cualquier cosa que tenga un pad.
A %d blogueros les gusta esto: