jueves , 20 enero 2022

Let´s Sing 10 Review

Título: LET´S SING 10

Plataformas: PS4/Nintendo Wii/Nintendo Switch

Género: Musical

Desarrollador: Voxler

Distribuidor: Koch Media

Lanzamiento: 20/10/2017

Precio: 39,99€

Número de jugadores: 1-4

Online: No

Voces/Texto:  Castellano / Castellano

EL ALMA DE LAS FIESTAS

Hubo otras generaciones anteriores en que los juegos sociales, o incluso los musicales, tuvieron mayor arraigo. Recuerdo con mucho cariño los comienzos de Singstar en PS2 y las largas noches con amigos «liándola parda» en mi aún por reformar actual vivienda. O Buzz y sus eternas risas pregunta tras pregunta, o como los Guitar Hero o Rock Band han caído en desgracia me entristece.

Por suerte, los «juegos de karaoke» siguen manteniendo su lanzamiento anual y al clásico de Sony se les han sumado en los útlimos años nuevos títulos. Let´s Sing ha sabido aprovechar el hueco que Singstar ha dejado en sus periodos de ausencia y año tras año ha ido llenando el vacío y animando nuestras fiestas.

En esta edición regresa remodelado y con una única versión que unifica la internacional y española que tanto nos hacía quebrarnos la cabeza en la tienda. Ahora Let´s Sing 10 aúna esas dos entregas en una y presenta una lista de 35 canciones que mezcla un poco de todo.

CUALQUIER LISTA SIEMPRE ES SUSCEPTIBLE DE MEJORAS

Como digo, Let´s Sing 10, trae 35 temas variados entre artistas internacionales y nacionales. La inmensa mayoría son de entre los últimos 4 años y algo del actual, y aunque faltan éxitos más recientes mi mayor queja es la falta de más clásicos donde soltar algún que otro gallo.

El Were are the champions de Queen e Imagine de John Lennon, sin duda son dos himnos pero es que fuera de ellos hay que tirar de DLCs para rememorar tiempos pretéritos. En cuanto a la selección actual la considero equilibrada, aunque se le puede achacar la predominancia de temas en la lengua de Shakespeare.

UN NUEVO DISEÑO MÁS ACCESIBLE

El cambio más significativo de esta entrega, aparte claro está de la única versión, es el remodelado que ha sufrido la interfaz del juego. Ahora es mucho más intuitiva, accesible y fácil hasta para alguien no habituado a videojuegos.

Con todas tiene sus errores, y estos van sobre todo en cuanto a la vanidad del «artista» que le dedique horas al juego. La cuestión de los rankings se ve algo descafeinada, empezando porque la actualización de estos (que van por canciones y en el modo Classic) no es al momento y tarda en aparecer nuestra última puntuación si superamos a nuestros rivales.

También noto la ausencia de un ranking mundial en nuestro perfil, algo que en una entrega como esta que está muy orientada a que el jugador solitario encuentre motivos para volver, me parece bastante necesario.

Sí amigos, como digo, Let´s Sing 10 está bastante pensado para que un único jugador encuentre motivos para dedicar horas al juego. No hacen falta amigos (aunque evidentemente el juego mejora mucho con ellos) para divertirse. Los modos incluyen una suerte de «progresión» que anima a continuar, y sumado a ese sutil empeño por «medirnos el ego» con otros a nivel mundial, incita a probar una y otra vez los temas o a cantar todo el repertorio para ir desbloqueando avatares, discos de platino o superar los desafíos que propone.

ALGO COJO PARA FIESTAS

Resulta curioso que donde más falto lo veo es en modos para «picarnos» con nuestros amigos en una noche de farra. Si bien pueden cantar hasta cuatro jugadores a la vez, le noto la ausencia de modos de juego en los que hacer grupos y combatir por superar al otro. Algo que Singstar siempre cuidó mucho y que aquí echo de menos.

Los modos que incluye son: Classic, donde sólo o con hasta cuatro podemos cantar el repertorio de una manera simple y medir nuestras puntuaciones; Feat., donde batirnos contra el cantante del tema o con otros jugadores para hacer duetos o grupos en que cada uno debe interpretar una parte del tema; Mix Tape, el modo más novedoso y que supone un reto de 7 estribillos de canciones para un combate por puntos; Televisión donde la canción va perdiendo palabras o frases y nos hace tirar de memoria para interpretarlas.

Decir que todos estos modos, en solitario si optamos por «picarnos» contra la IA, esta crece con nosotros y a medida que nuestra interpretación mejora nos va poniendo las cosas más difíciles. En este sentido «la curva de dificultad» está bien medida y pensada para todo tipo de públicos.

Por último quedaría el modo Jukebox, que se trata de una reproducción de los temas que vamos desbloqueando en los otros modos simplemente por el hecho de escucharlos sin más. No está mal para amenizar una velada, pero se me ocurren opciones más interesantes (y sobre todo con un catálogo más variado) para este menester.

RECONOCIMIENTO Y DISPOSITIVOS

Desde la anterior entrega, Let´s Sing ofrece la posibilidad de obviar el micrófono tradicional y usar nuestro smartphone para ello. La aplicación que podéis encontrar tanto en iOS como en Android, es sencilla y funciona estupendamente.

Si sois más clásicos, siempre podéis optar por el micrófono oficial del juego pero si tenéis alguno por casa se le puede dar uso con un adaptador de USB (como el de Singstar por ejemplo).

 

A nivel de reconocimiento de tonos, compás y ritmo, el juego funciona excepcionalmente bien y no tiene ningún defecto en ese sentido. Además incluye opciones de calibrado y volumen del dispositivo utilizado para esto.

LO MEJOR

  • Una interfaz mejorada y muy accesible para todo tipo de públicos.
  • La apuesta por tratar de dar motivos a un jugador solitario para dedicarle horas.
  • La unificación de versiones, que nos ahorra toma de decisión en la tienda y porque no, dinero…

LO PEOR

  • … esta unificación provoca que el catálogo tire más por canciones en inglés, algo que puede haya un público que no le guste tanto.
  • La ausencia de modos «party» que busquen y fomenten más el pique o la creación de grupos.

 

LET´S SING 10

PUNTUACIÓN - 77%

77%

Let´s Sing 10 renueva su interfaz para ser más accesible, además unifica las dos versiones habituales en una variada con hasta 35 temas. A nivel de reconocimiento funciona a la perfección, un jugador solitario puede encontrar alicientes para dedicar horas pero por contra faltan modos para fiestas que fomenten más el pique.

User Rating: Be the first one !

Sobre Salvador Vargas Ramírez

Crecí con un Amstrad CPC 6128 en las manos, Mega Drive fue mi primera consola, bajé escalones con un Spectrum ZX 128K para dar un salto al PC... Tras overclokings y mods, PlayStation me poligonizó y desde entonces hasta ahora abrazo cualquier cosa que tenga un pad.
A %d blogueros les gusta esto: