Home / Reviews / Pc / Análisis de Shadow of the Tomb Raider para PlayStation 4

Análisis de Shadow of the Tomb Raider para PlayStation 4

SHADOW OF THE TOMB RAIDER

Plataformas: PlayStation 4/Xbox One/PC

Versión probada: PlayStation 4

Género: Aventuras/Acción

Desarrollador: Eidos Montreal

Distribuidor: Koch Media

Lanzamiento: 14/09/2018

Precio: 69’99 €

Número de jugadores: 1

Online: No

Voces/textos: Castellano/Castellano

Web oficial

METACRITIC

PASANDO EL TESTIGO

En 2013, la saga Tomb Raider se reinventaba tras varios años de cierto desgaste y pérdida de notoriedad. Crystal Dynamics eran los encargados de devolver a Lara Croft al candelero para mostrar sus orígenes como la arqueóloga que todos conocimos y de paso presentarla a nuevas generaciones de jugadores.

La fórmula fue aceptada de buen grado: mezclar la acción explosiva y lineal cargada de grandes set pieces, con exploración, backtraking, crafteo y unas mecánicas muy pulidas. 

Dos años más tarde llegaría Rise of the Tomb Raider, envuelto en la polémica de su exclusividad temporal con Microsoft. Algo que debilitó sus ventas iniciales y relegó a cierto ostracismo a una entrega excesivamente continuista.

Con Crystal Dynamics ahora enfrascada en adaptar el universo de Los Vengadores, el testigo se lo pasan a Eidos Montreal que deja de lado su saga Deus Ex. No se les debe hacer extraño meterse en la mente y movimientos de Lara, puesto que ayudaron a Crystal en las otras dos entregas como estudio de apoyo. Veremos que tal les ha quedado este cierre de trilogía.

FIN DE UNA HISTORIA, COMIENZO DE UNA LEYENDA

Shadow of the Tomb Raider es el cierre a la trilogía de origen de Lara Croft. Esta tercer entrega nos debe dejar a la frágil millonaria que conocimos en Tomb Radier de 2013 como la arqueóloga decidida y cargada de recursos que lleva con nosotros desde mediados de los 90.

Atrás quedan los traumas que se nos mostraban en la isla del primer título, aquellos que se nos pretendían seguir indagando en los tráilers de Rise y que quedaron en aguas de borrajas. Ahora Lara es una depredadora que caza a sus enemigos con un sigilo que es la gran novedad de esta entrega.

Su lucha contra la Trinidad se resuelve, de paso clamando esa venganza por la muerte de su padre y evitando males mayores para el mundo. Una historia conclusiva pero con olor a punto y seguido.

Muy en la línea de las dos anteriores, con cierto olor a justificación para ponernos a escalar, pegar tiros y resolver tumbas pero sin mucho aliciente salvo sentarnos a ver el espectáculo de sus impresionantes escenas de acción. 

Lo cierto es que desde el inicio de este reboot en 2013 se nos vendió que la historia perpetrada por Riahanna Pratchett (hija de de Terry Pratchett, escritor del universo de Mundodisco) era lo más pero ciertamente se ha quedado un poco en un quiero y no puedo. Ser “hija de” no garantiza nada y la creatividad no se hereda.

El pecado de esta trilogía es querer ser más de lo que es. Salvo el personaje de Lara, el resto de secundarios y villanos nos dan completamente igual y en Shadow la cosa no mejora. Aquí venimos por la jugabilidad tan depurada y las escenas de acción, pero no porque la historia sea realmente interesante.

LARA, LA DEPREDADORA

Como ya he mencionado, una de las grandes novedades de Shadow of the Tomb Raider es el sigilo. Al cual se le han dotado de unas mecánicas bastante pulidas, pudiendo Lara ahora embadurnase de barro y atacar a sus enemigos desde las sombras de la jungla.

Lo cierto es que el juego busca favorecer esta mecánica en todo momento, aunque no deja de lado a todo jugador que desee meterse en una ensalada de tiros. Aunque aquí son menos los momentos de grandes tiroteos que en las dos entregas anteriores, y si jugamos en niveles de dificultad elevados es casi imposible superar los enfrentamientos si no es ocultándonos y yendo enemigo por enemigo sin alarmar al resto.

Y ya que hablamos de la dificultad toca mencionar las posibilidades al respecto que se han implementado. A los niveles estándar de todo juego, se suma la posibilidad de configurarte tú propia dificultad eligiendo si quieres más o menos en los momentos de exploración (eliminando la visión escáner), en la escalada y plataformas (suprimiendo las marcas que indican el camino) o en los puzles (quitando todas las ayudas en forma de indicaciones o las reflexiones en voz alta de Lara). Un planteamiento no innovador pero sí llamativo que esperemos adopten más juegos en el futuro.

Análisis Shadow of the Tomb Raider – Onewindow

La exploración vuelve a tener una parte importante en la jugabilidad, volviendo a tener el crafteo como la vía de mejorar nuestras habilidades y armas. El árbol de Lara vuelve a estar presente pudiendo elegir porque vía nos decantamos más para gastar la experiencia que acumulamos.

Otra novedad son las fases acuáticas, que abundan bastante en el juego y dan algo de variedad. Lo cierto es que le sientan bastante bien al juego haciéndolo más variado que Rise of th Tomb Raider, por ejemplo.

La historia ya hemos mencionado que al igual que sus predecesores, no es gran cosa, pero los momentos de acción y las escenas de tensión de la historia principal son realmente espectaculares y un disfrute.

Otra cosa es las misiones secundarias que llegadas a cierto punto de la aventura se nos abren ante nosotros como si de un juego de mundo abierto al uso se tratase. Por desgracia nada apetecibles de realizar al tratarse de meras excusas para alargar la duración del juego artificialmente y justificar el pago del mismo a precio completo. Totalmente innecesario y que estropea el ritmo del título si te decantas por realizarlas, además que muchas son necesarias para acceder a las tumbas (uno de los grandes alicientes por lo bien diseñadas que están tanto a nivel de resolución de puzles como artísticamente).

UN ESPECTÁCULO DE PIROTECNIA Y ADRENALINA

A nivel gráfico no se le puede reprochar nada al juego, mostrando un espectáculo digno de una superproducción. Aunque eso sí, sin llegar a la excelencia que han mostrado otros juegos en esta generación. 

En nuestro caso hemos tenido acceso al juego en PlayStation 4 en su edición estándar, y cierto es que el juego luce de maravilla pero acusa algunas ralentizaciones y caídas de framerate. En comparativa hemos podido comprobar algunas partes del mismo en Xbox One X y la estabilidad así como el aumento de resolución le sientan de lujo.

A nivel sonoro tampoco se le puede reprochar nada. Unos efectos de sonido muy bien logrados, un doblaje al castellano muy cuidado y una banda sonora, que sin ser memorable, se adapta perfectamente a la acción.

LO MEJOR

✔Si te gustaron los anteriores, este es tú juego sin duda

✔Mayor apuesta por el sigilo y menos por los tiroteos

✔Las posibilidades para configurarte la dificultad a tú gusto

LO PEOR

✘Historia insulsa y sin demasiado interés

✘Secundarias que son mero relleno para alargar innecesariamente el juego

PASANDO EL TESTIGO En 2013, la…

SHADOW OF THE TOMB RAIDER

NOTA - 88%

88%

Shadow of the Tomb Raider es el cierre de la trilogía de orígenes de Lara Croft. Muy en la línea de sus predecesores pero con algunas novedades. Si te gustaron las dos entregas anteriores de cabeza a por esta.

User Rating: Be the first one !

Mira esto también

Análisis de Call of Duty: Black Ops IIII para PlayStation 4

Call of Duty: Black Ops IIII sigue siendo un producto muy completo y divertido pese a la ausencia del modo campaña

A %d blogueros les gusta esto: